Beneficios del té verde para la piel
es en
Google+

Beneficios del té verde para la piel

¡Buenos días chicas!

Entre los cambios de temperatura, el viento, la lluvia y el sol nuestra piel sufre muchos estragos durante una de las estaciones más bonitas del año. Por eso, si queremos tener un buen rostro siempre, es necesario mimar y cuidar la piel con mucho interés. Existen algunos remedios naturales para evitar el paso del tiempo en nuestra piel. Uno de ellos es el té verde.

Si antes os gustaba, ahora os encantará. Hoy os mostramos los beneficios del té verde para la piel. Y es que, se trata de una planta que puede ser útil tanto si se toma en infusión como si se aplica directamente sobre el rostro. A continuación os desvelamos por qué forma parte de los antioxidantes y rejuvenecedores naturales más destacados.

Beneficios del té verde para la piel

Existen muchos tipos de , y todos ellos tienen propiedades que retardan el envejecimiento de la piel entre las que se encuentran las vitaminas A, C y E, el selenio, la melatonina, la coenzima Q10, el betacaroteno y las catequinas del té verde.

Además, este es especialmente rico en antioxidantes, más incluso que las frutas y verduras. Lo cual ayuda a mantener la luminosidad de vuestra piel joven y a obtener un bronceado rápido y fácil a la vez que protegen la piel de los rayos del sol.

La manera más común de beneficiarse de sus propiedades es ingerirlo en forma de infusión. No obstante, esas bolsitas de que tiráis a la basura tras escurrir su jugo para elaborar la infusión pueden ser utilizadas como compresas sobre los ojos cansados a fin de reducir las ojeras. Incluso, haciendo un poquito más de cantidad, podéis mojar un algodón en la disolución y posarlo sobre la frente o cualquier parte de vuestra piel para aliviar el dolor de cabeza o las alergias de ésta.

Té verde. Vía Elle.es

Consejos para su utilización:

Como ya hemos dicho, existen varias maneras de aplicarlo, pero para que su eficacia sea la mejor posible es aconsejable dejarlo enfriar y no aplicar nunca el caliente. Además, debéis dejar que la piel absorba su jugo evitando secarlo después de su aplicación. Para un mayor efecto podéis hacer hincapié en las zonas más irritadas o con acné e, incluso, vaciar el contenido de una bolsita de , mezclarlo con miel y extender la mezcla sobre el rostro a modo de mascarilla.

Hojas de té verde. Vía granvelada.com

Es importante ser constantes, utilizando este truco de belleza un par de veces a la semana como mínimo.  Esto no tiene por qué ser un esfuerzo, si quieres puedes aprovechar para tomarte una infusión de paso, como ya hemos dicho sólo tenéis que hacer un poquito más de cantidad =)

Con todos estos beneficios del té para la piel, no nos queda más remedio que reconocer que el té verde es sin duda el rejuvenecedor por excelencia.

Y vosotras, ¿ya lo aplicáis?

Derechos de imagen de portada Muy Interesante

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *