Baking y strobing: los sucesores del contouring
es en

Baking y strobing: los sucesores del contouring

¡Buenos días, chicas! Seguramente el nombre de contouring no os resulte desconocido. La popular técnica de maquillaje, lleva ya algunos meses inundando la red en forma de videotutoriales e imágenes de celebrities que lo utilizan. El poder cambiar la estructura ósea de la cara retocando aquí y allá con colores claros y oscuros se viene practicando desde hace varias décadas, pero fue con las apariciones de Kim Kardashian usándola cuando la técnica empezó a ganar adeptos en medio mundo.

Pero la nueva técnica que está desbancando al contouring, es la conocida como baking (hornear en inglés). La técnica consiste en aplicar una capa de polvos translúcidos después del corrector y la base en las zonas en las que se quiere disimular arrugas y poros abiertos. Una vez pasados unos minutos, esta capa se difumina unificándola al resto del maquillaje, ocultándose así las pequeñas imperfecciones como por arte de magia.

Otra técnica que viene fuerte esta temporada es el strobing. Si el contouring proponía marcar las zonas más oscuras de la cara, el strobing se basa en acentuar los lugares que captan más la luz en nuestro rostro, como la barbilla o la parte alta del pómulo. ¿Cómo se consigue? Aplicando iluminadores con brillo en los puntos del rostro que reciben más luz, potenciando así nuestros puntos fuertes naturales.

¿Y tú? ¿Vas a usar alguna de estas técnicas este otoño? ¡Esperamos que estos beauty tricks os hayan sido de ayuda!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *